Gracias a: Ana, Mercedes, Hubert, Pierre, Madelaine,Patricia, Claude, Bea, Merche, Enrique, Francisco, Vivi, Celia, Pitis, Chon, Leo, Mery, Luis, María, Julio, Gilberto, Concha, Acacia, Oscar, Jose Mª, Pilar, María, Chano, Jose Manuel y … a tí Enrique; por compartir conmigo momentos maravillosos tomando un buen vino o champagne.

Utoía; pido que en todos los barrio existan lugares, acogedores, que inviten a la comunicación, al dialogo; al tiempo que se comparte un buen vino de cualquier parte del mundo. Yo iria de barrio en barrio buscando ese lugar especial, y quizás así; entre todos los buenos conversadores consigamos unir entre si los barrios.